fbpx

Para empezar, vamos a explicar para todos aquellos que no lo sepan, de qué se trata una Michelada.

Una Michelada es un cóctel mexicano que se prepara con cerveza rubia o con cualquier otra cerveza lager, que tenga un sabor suave.

Además, se le añade jugo de limón, sal y una mezcla de salsas picantes.

Este delicioso cóctel, en México, lo suelen tomar para aliviar la resaca, o también en estos días tan soleados de verano, en los que, una cerveza normal, ¡no es suficiente!

¡ESTO ES HISTORIA!

Como la mayoría de las cosas en esta vida, la Michelada, tiene una historia, un por qué, ¿cómo fue creada? y un homenaje a su creador. ¡A continuación os lo contamos!

Se dice que en la época de los 70, el tenista Michael Esper solicitó una cerveza en un bar, a la cual añadió la sal, una salsa picante y el limón propios de esta bebida. A la gente de por allí le gusto la combinación y poco a poco se fue expandiendo esta idea por todo México, por lo que la novedosa bebida fue bautizada con el nombre del creador.

Otra historia un poco menos épica, es la de que el nombre proviene de la contracción de la frase “Mi Cerveza Helada”, debido a que en México denominan a la cerveza como “Chelada”, más vulgarmente conocida como “Chela”.

PASAMOS A LA PREPARACIÓN

Existen varias formas muy distintas de preparar una Michelada, con variantes y versiones también muy diferentes, pero hoy vamos a explicar cómo prepararla de manera muy básica y sencilla: con una cerveza Corona, ¡Accesible para todo el mundo!

Esta receta la verdad que es de lo más simple y a su vez de lo más deliciosa también.

Los ingredientes que vamos a emplear van a ser los siguientes: una cerveza Corona, un zumo de dos limones de tamaño pequeño o su equivalente en uno grande y por último, sal, pimienta o chile a gusto, para decorar el borde de la copa.

Para proceder con la preparación, es de forma muy sencillita también.

Vamos a mojar el borde de la copa con el zumo de limón, y lo vamos a pasar por la sal para que esta se adhiera.

Después añadiremos un cuarto de la copa con zumo de limón, y por último echamos la cerveza Corona.
Se puede añadir cubos de hielo si así lo preferimos. ¡Y ahora a disfrutar!